Bertomeu: «Los clubes decidirán los candidatos a la ampliación de la Euroliga»

Bertomeu, en la presentación esta mañana de la Euroliga/Efe
Bertomeu, en la presentación esta mañana de la Euroliga / Efe

El director ejecutivo de la competición aclara que la decisión se tomará de aquí a Navidad

Juan Calderón
JUAN CALDERÓN

El director ejecutivo de la Euroliga, Jordi Bertomeu, abordó esta mañana el futuro de la competición que arranca este jueves y la posibilidad de que el torneo crezca en número de equipos para la próxima campaña. El Unicaja se mantiene como candidato a poder ingresar una Euroliga cerrada, aunque clubes como el Bayern Múnich están muy bien posicionados.

A pesar de esta situación, Bertomeu aclaró hoy en Madrid que no hay nada decidido. "Lo decidirán los clubes, como siempre. Así es como funciona la casa. Es cierto que dijimos que habría una ampliación, pero no dijimos cómo sería. No veo una ampliación muy grande a corto plazo. Vamos a empezar a hablarlo con los clubes de aquí a Navidad para tantear las situaciones de posibles candidatos. Sí que anticipo que no vendrán por las ligas nacionales, es la idea que tenemos y que los clubes han cedido. La tendencia es incrementar las licencias, aumentar las plazas de Eurocup, e incluso reducir las plazas de Ligas nacionales", explicó.

La actualidad del conflicto que se vive en Cataluña también estuvo presente en la rueda de prensa que Bertomeu ofreció después de participar en la presentación del acuerdo entre la Euroliga y Endesa para las próximas tres temporadas. La competición tiene su sede en Barcelona y dijo que allí seguirá aunque se declare la independencia de forma unilateral. "La Euroliga no se plantea nada. Somos una empresa internacional con sede en Barcelona, como otras muchas empresas internacionales, que no se plantea ni se planteará en el futuro dejar Barcelona", aseguró.

La polémica con la FIBA por las ventanas de selecciones en noviembre y febrero, partidos de clasificación para el Mundial 2019 a mitad de temporada, fue uno de los temas centrales de su comparecencia. "Es un tema terminado de aquí a noviembre de momento. Nosotros no vamos a dejar de intentar arreglar algo que a nos parece que es malo para el baloncesto. Creo que tenemos una responsabilidad en todo lo que se refiera al baloncesto, aunque sean las selecciones nacionales, porque al fin y al cabo las selecciones son con nuestros jugadores, así que es nuestra responsabilidad que vayan bien y nos interesa mucho, porque es bueno para el baloncesto. Intentaremos que este desaguisado se arregle y, aunque hayamos hecho tres propuestas sin ningún éxito, haremos una cuarta y una quinta si hace falta. Ahora es algo que no depende de nosotros. Los principios son claros. Quien piense que esto es un tema de conflicto del calendario de al Euroliga, se equivoca. El problema es que el baloncesto no se puede permitir que las competiciones de selecciones nacionales sean sin los mejores jugadores. Esto es algo que nadie debería permitir, como nadie debe permitir que la Euroliga juegue la fase regular con los equipos júniors, pues esto es lo mismo. Todos deberíamos estar en el mismo lado y arreglarlo. Hemos hecho propuestas para arreglarlo, pero no tuvieron éxito, así que lo intentaremos con otras; no hay problema, pero en algún momento tendrá que haber algún tipo de sensibilidad. Si no la hay, pues las consecuencias serán para quien corresponda. Pero insisto, esto no es un problema de calendario de la Euroliga, esto es un problema de que las selecciones son una parte importante del calendario mundial y no podemos consentir que jueguen partidos de clasificación para el Mundial o de Europa sin los mejores jugadores en pista. Esto es inaceptable, pero se puede arreglar y se debe resolver", recalcó.

Bertomeu lamentó que la FIBA exija a la Euroliga que libere a sus jugadores cuando la NBA ya advirtió que sus franquicias no cederán jugadores. Esto, según indicó, representa un doble rasero que no permitirá. "Cada vez que incrementamos los partidos lo hicimos a costa de nosotros, no de las ligas nacionales, a pesar de que se dijo que íbamos a jugar los fines de semana; nada de eso. Nosotros hemos ampliado , pero pagamos las consecuencias jugando cinco semanas dos partidos. Si ampliamos, serán siete semanas con dos partidos. Esto es lo que hay nuestras decisiones no se las hacemos pagar a terceros. El problema no es el calendario de la Euroliga. El problema es que jugar los partidos el martes (ahora son jueves y viernes) no soluciona que las selecciones tengan a sus mejores jugadores, excepto que se consigan que vengan. ¿Alguien sabe si van a parar la NBA para que sus jugadores vengan a las ventanas de noviembre? Pues el problema no es la Euroliga y llevar sus partidos al día que sea, y que sus los jugadores hagan viajes inaceptables, incluso diría que esto es lo de menos, el problema es que jugar los lunes o los martes no permitirá que los jugadores estén con sus selecciones, que creo que es la guinda del pastel. Nosotros no vamos a aceptar que la parte importante de competiciones se jueguen con equipos B. Esto es algo imposible de aceptar. Luego hay más cosas con la FIBA que no están resueltas, como la aseguración de los jugadores o el hecho de que haya cuatro competiciones en Europa, que es algo absurdo. Hay que hacer cosas que tenemos que hacerlas conjuntamente con la FIBA. LLull es un ejemplo, como tantos otros. Hasta en el balonmano, los clubes reciben una compensación por dejar a los jugadores a sus selecciones. Pero este no es el debate, que el calendario está mal hecho. Hemos hecho tres propuestas y haremos más", finalizó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos