La Copa del Rey, de nuevo en peligro para el Unicaja

La Copa del Rey, de nuevo en peligro para el Unicaja

La irregularidad que muestra el equipo en la Liga Endesa y el calendario que le queda por delante, hacen dudar de que dispute el torneo

Juan Calderón
JUAN CALDERÓNMálaga

Si a cualquier aficionado del Unicaja le hubiesen preguntado en verano si su equipo disputaría la Copa del Rey esta temporada, la respuesta habría sido un sí rotundo. El potencial de la plantilla confeccionada y los partidos de preparación dispararon las ilusiones de la hinchada verde, pero un mes y medio después de que comenzase la temporada todo ha cambiado. El conjunto cajista muestra una regularidad alarmante, especialmente en la Liga, donde acumula dos derrotas seguidas que dejan en el aire su presencia en la Copa del Rey.

La primera gran cita de la temporada la disputan los siete mejores equipos al final de la primera vuelta más el Gran Canaria, que es el conjunto anfitrión. Quedan nueve encuentros para el corte, que será en la jornada decimoséptima, y el calendario del Unicaja es bastante complejo. Después de haberse mostrado muy irregular en estas seis semanas de competición las dudas son razonables. En ocho jornadas, es séptimo ahora, ganó sólo cuatro partidos: Murcia, Estudiantes, Burgos y Betis. Es decir, equipos todos salvo el madrileño de la parte baja de la clasificación. Por el contrario, perdió ante rivales directos como el Madrid y no tanto el Baskonia y sucumbió de forma inesperada ante el Fuenlabrada y, lo más preocupante, ayer contra el Gipuzkoa, dando muestras de un baloncesto muy pobre.

Normalmente el corte para disputar la Copa del Rey suele estar en las nueve victorias o incluso diez, dependiendo de la marcha de la Liga. Así que al Unicaja ya le han entrado las prisas por la Copa después de no haber hecho bien su trabajo. El problema es que ahora le toca enfrentarse a los equipos más en forma de la Liga Endesa, y eso lo complica todo. El calendario será especialmente duro en lo que queda de mes y en diciembre, pues jugará cuatro partidos fuera, Andorra, Zaragoza, Tenerife y Bilbao, por sólo uno en casa ante el Joventut. La recta final por entrar en la Copa se endurecerá más en Enero con tres partidos en casa ante el Valencia, Obradoiro y Gran Canaria, además de la visita al Barcelona. El último partido será precisamente ante el conjunto canario, que ya está clasificado, el domingo 21 de enero.

Teniendo en cuentas los precedentes, el Unicaja tiene que ganar al menos cinco de estos nueve partidos, aunque si son seis evitará el riesgo de quedarse eliminado. Como se puede comprobar por el juego del equipo y el nivel de los rivales, el conjunto malagueño no lo tiene fácil y tendrá que hilar muy fino para evitar un fracaso mayúsculo.

El Unicaja acumula un largo historial de decepciones en la Copa del Rey en los últimos años, pues desde 2010 ha faltado a cuatro de las últimas ocho ediciones, la más reciente en 2016 ya con Joan Plaza de entrenador, la que se celebró en La Coruña. Antes tampoco disputó las de Vitoria 2013 y las de Madrid y Bilbao en 2011 y 2010, respectivamente.

Fotos

Vídeos