La maldición de los finales ajustados del Unicaja viene de lejos

Shermadini anota ante Delía el domingo./Francis Silva
Shermadini anota ante Delía el domingo. / Francis Silva
Baloncesto al Sur

El equipo malagueño ya vivió una racha parecida de tantas derrotas por una canasta: ocurrió en 2001 cuando volvió a la Euroliga de la mano de Maljkovic

José Miguel Aguilar
JOSÉ MIGUEL AGUILAR

Estos días me he acordado mucho de Bozidar Maljkovic y sus conversaciones continuas sobre el baloncesto y la vida en general. Fueron lecciones inolvidables para rescatarlas en cualquier ocasión. Tras jugar dos finales de la Copa Korac y ganar la segunda, el Unicaja volvía a la Euroliga por la puerta grande, después de su estreno con Javier Imbroda en la temporada 95-96. El serbio, que llegó a Málaga con cuatro títulos de Copa de Europa en su historial, temía que su equipo pagara el pato de la diferencia entre las dos competiciones continentales, que era mucha. En esa campaña 2001-2002 disputó 14 partidos, ganando 6 y perdiendo ocho. Lo curioso es que la mitad de las derrotas fueron por una canasta, otra por cuatro puntos y otra por cinco; solo en Tel Aviv se vio otra cara del equipo al perder por 22 puntos. Hasta ahora no se conocía algo parecido, ya que este año el conjunto que entrena Joan Plaza ha perdido ya cinco encuentros por una canasta de diferencia. En aquel regreso a la élite y en esta vuelta a una nueva Euroliga parece que el Unicaja ha pagado el pato de la inexperiencia, aunque por motivos distintos. No hay otra forma de entender tanto infortunio pese a lo mal que jugó los dos últimos minutos en Moscú frente al Khimki.

No es exagerado tildar el partido de hoy como el de la última oportunidad, ya que la visita del colista –un Anadolu Efes que ha ganado solo seis partidos y ha cambiado de entrenador y cuenta con varios ex jugadores del conjunto malagueño– debe servirle al Unicaja para aferrarse a la clasificación por pocas posibilidades que tenga. Es importante la victoria antes del paréntesis de la Copa del Rey y luego recibir al Maccabi, otro duelo con un rival directo .

Shermadini ya es centenario en la Euroliga, el tercero en el Unicaja junto a Suárez y Augustine, los tres con más experiencia en la competición continental. El georgianio ha alcanzado esta cifra redonda jugando hasta en seis equipos distintos (Panathinaikos, Olimpia Liubliana, Cantú, Maccabi, Olympiacos y Unicaja), mientras el de Aranjuez lleva 161 encuentros disputados en la élite tras su paso por el Estudiantes, Real Madrid y el Unicaja. Por su parte, el estadounidense acumula 107 partidos entre el Valencia, Khimki, CSKAy el cuadro malagueño.

Viendo la clasificación de la Liga Endesa nos quedan tres meses de competición muy bonitos, pues la igualdad es máxima obviando al Real Madrid, que parece un líder inabordable: cuatro equipos están empatados en el tercer puesto, hay solo dos triunfos entre ser cabeza de serie y jugar el ‘play-off’, los cinco últimos están separados por solo dos victorias... El Unicaja, con seis victorias seguidas, es cuarto a una victoria del segundo y rinde visita al Baskonia, quinto con los mismos triunfos. Partido, a priori, decisivo.

Un Fran Vázquez de ensueño, el de las grandes ocasiones, fue determinante para la victoria del Iberostar Tenerife frente al Burgos y para recuperar buenas sensaciones en un momento clave de la temporada. En apenas 21 minutos anotó 19 puntos, capturó 8 rebotes, colocó 2 tapones y acabó con 29 de valoración, unos números que no hacía desde el 30 de diciembre de 2014 cuando jugaba en el Unicaja. ¡Qué tiempos!

El Barcelona volvió a hacer el ridículo un partido más y el Baskonia hizo historia de nuevo a costa de un rival directo. El 31-7 con el que acabó el primer cuarto en Vitoria ya está en los anales de la Liga, ya que es la segunda mayor diferencia en un cuarto en la competición desde que se juega con cuartos, ¡24 puntos de diferencia!, y a su vez es un récord negativo para el conjunto catalán, otro más en una nueva campaña para olvidar. Y la semana que viene vuelven a enfrentarse en la Copa del Rey, aunque será un encuentro muy distinto tras la destitución de Sito Alonso. No hay más que leer estos días la prensa catalana para comprender el fiasco: había perdido la confianza del vestuario, y ya se sabe que siempre mandan los jugadores... Ayer cayó el 7.º técnico de la temporada: Diego Ocampo en el Joventut.

Veinte años ya del primer título que logró el entonces Pamesa, y el Valencia lo celebró con un inapelable triunfo contra el Betis. La Copa del Rey conquistada en 1998 fue el comienzo de algo grande en la capital del Turia, cuyo compromiso por el baloncesto ha tenido al final los resultados esperados. ¡Enhorabuena!

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos