Canal Unicaja
Actualidad
Unicaja
El Unicaja regresó ayer a mediodía a Málaga tras un largo viaje a Israel marcado por la amenaza de atentados
17 de noviembre de 2012
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
E. M. | MÁLAGA..-

En un vuelo procedente de Estambul, el Unicaja tomó tierra ayer en Málaga sobre las 13.00 horas. Atrás quedaba toda una noche de viaje desde Tel Aviv, un desplazamiento que será recordado por la extraordinaria victoria ante el Maccabi, pero también por la situación de inestabilidad que se vivió en la ciudad horas antes del encuentro. Las alarmas se encendieron cuando uno de los cohetes lanzados por las milicias de Gaza llegó a las inmediaciones de Tel Aviv, a unos diez kilómetros de donde se hospedaba el conjunto malagueño. Las alarmas antiaéreas se escucharon en Tel Aviv por primera vez desde la Guerra del Golfo de 1991 y al Unicaja le tocó vivirlo en primera persona. «Sí había cierta intranquilidad por las noticias que nos llegaban, pero todos estábamos muy tranquilos. El petardazo sí se oyó bastante desde el hotel. Nos estábamos preparando para ir al pabellón pero entre nosotros había mucha calma», explicó ayer Curro Segura, entrenador ayudante del Unicaja, al llegar a Málaga. Incluso los miembros del equipo recibieron en sus habitaciones una nota de la dirección del hotel en la que se explicaban los pasos que tenían que seguir en caso de que escucharan sirenas de alarma. Segura relató que llegaron al pabellón con normalidad, aunque una vez allí sí se especuló con la posibilidad de que se suspendiera el partido. «Nos dijeron que el ejército podía evitar que hubiera grandes aglomeraciones de gente por motivos de seguridad, pero el partido se celebró sin problemas», asegura el técnico. Los responsables del Maccabi se disculparon con el equipo por los problemas de seguridad y agradecieron al club malagueño que estuvieran dispuestos a disputar el partido.

Para Segura, que vivía su primer viaje a Tel Aviv, eran más alarmantes las noticias que se podían leer desde España que la situación real que ellos estaban viviendo allí, ya que las medidas de seguridad eran extremas. «Es normal que recibas llamadas de la familia con cierta preocupación, pero allí estábamos todos bien. Nosotros estábamos más centrados en el partido que en cualquier otra cosa», aseguró. Carlos Jiménez coincidió con Segura en resaltar la tranquilidad con la que vivieron la situación: «Las circunstancias alrededor del partido las vivimos como una anécdota. Tampoco hemos sentido algo especial ni creo que nadie haya tenido ningún tipo de miedo de que ocurriera algo. Hemos estado bastante tranquilos, y centrados en el partido», afirmó el jugador.

El aeropuerto de Tel Aviv permaneció cerrado durante algunas horas, pero el Unicaja no tuvo problemas para regresar a España. De madrugada cogieron un vuelo a Estambul, y después otro a Málaga.

TAGS RELACIONADOS
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
HEMEROTECA
Marzo 2009
L
M
M
J
V
S
D

PROXIMOS PARTIDOS

Vocento