Malaga CF

Omic se estrena con el Unicaja y Musli resurge

Omic, ayer en un bloqueo.
Omic, ayer en un bloqueo. / ACB Photo/E. Casas
  • El esloveno estuvo perdido en su debut, mientras que el serbio anotó 16 puntos

Había mucha expectación por ver el primer partido de Alen Omic, el último fichaje del Unicaja y una pieza en la que hay depositadas muchas esperanzas para que crezca el equipo malagueño. El pívot esloveno de origen bosnio apenas lleva una semana entrenándose con sus nuevos compañeros y el partido de ayer en Zaragoza no puede servir para juzgar su juego.

Porque Omic estuvo en pista 13 minutos, no anotó, hizo tres faltas, falló los dos tiros libres que intentó y terminó con valoración negativa. No tuvo suerte el jugador cedido por el Efes en su primer partido con la camiseta del conjunto malagueño. El pívot trató de jugar continuamente en situaciones de bloqueo y continuación, aunque no tuvo ocasión de recibir muchos balones en las cercanías del aro, zona en la que es muy efectivo. Lo buscaron sus compañeros, especialmente Nedovic, pero las conexiones no funcionaron.

Lo que sí ha hecho la llegada de Omic es, precisamente, reactivar a Musli, que llevaba algunos partidos desdibujado. El serbio recibió muchos pases en el poste bajo y los aprovechó a la perfección para anotar 16 puntos. El propio Joan Plaza explicó tras el partido que la llegada de Omic ha influido positivamente en Musli, que hasta ahora no tenía competencia. «La raza humana es así. En cuanto ven que alguien sube el nivel, tratas de no relajarte. Desde que Omic se ha incorporado a los entrenamientos, he notado un incremento en la intensidad de Musli», dijo. Plaza considera que Omic mejoró en la segunda parte– «nos ha dado más dureza, rebote y defensa»– y que aún necesita dos o tres semanas para entender su rol en el equipo.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate