Diario Sur

Malaga CF

El Unicaja se cobra la revancha de los mayores y es el primer finalista de la Minicopa

El Unicaja se cobra la revancha de los mayores y es el primer finalista de la Minicopa
  • El equipo malacitano gana al FC Barcelona Lassa gracias a un 'Big Three' formado por Domínguez, Ruiz y Castro

El Unicaja Rincón Fertilidad venció con solvencia al FC Barcelona Lassa y pasa a la gran final de la Minicopa Endesa, vengándose del resultado del equipo senior en la Copa del Rey. Domínguez, Ruiz y Castro dieron un paso adelante y firmaron una 'W' de mucho mérito. De tú a tú. Así comenzó el vital choque entre ambos conjuntos. Tanto barceloneses como malagueños salieron con una concentración máxima, aprovechándose de la velocidad para que el ataque dominara sobre las defensas.

El intercambio de canastas fue la tónica de los primeros instantes, con Nogués y Ruiz como principales artilleros. Duelos de '10' en el Centro de Congresos Europa. La igualdad duró hasta el último segundo y los de Manuel Bazán aprovecharon la última posesión para, con una enorme penetración de Castro, poner el 23 iguales al final de los primeros diez minutos.

Pero no, Castro quería más y repitió la misma acción que segundos antes, inyectando de moral a los suyos que le siguieron la estela también en el segundo parcial. Eso sí, los culés no se iban a achantar e iban a seguir el ritmo con canastas que abrieron la boca de las gradas.

Y del asombro a la lógica. El ritmo decayó y las primeras imprecisiones empezaron a llegar en el ecuador, llegando el primer respiro con un tiempo muerto para reiniciar las ideas. El Unicaja Rincón Fertilidad lo aprovechó más que su rival en el tiempo restante y, con un triple de Domínguez, llegaron al descanso con el 35-42.

Tras el parón, los malagueños salieron en sexta marcha sin pasar por las anteriores, sorprendiendo a unos blaugranas que no se esperaban tal repaso. El 'Big Three' formado por Ruiz, Domínguez y Castro quería revancha. Querían cobrarse lo que los grandes no pudieron. Querían romper las reglas y querían llegar a la gran final.

El único que no estaba de acuerdo con la afirmación era Nogués, que tras empezar con muchas dudas se resarció con dos triples y una suspensión, sumando ocho tantos consecutivos para ponerse de nuevo a siete. Pero las esperanzas se quedaron en solo eso, en esperanzas. Domínguez reapareció y firmó el 50-61 a falta de solo el último periodo.

El momento crucial. El de la fiesta y los jugones. El tiempo para tener hielo en las venas. ¡Y Domínguez sacó toda su sangre desde el perímetro! Como tiros libres caían, uno tras otro. Un 7/14 que bien valen una final. ¡69-79 y el Unicaja Rincón Fertilidad jugará en Buesa.