Diario Sur

Malaga CF

Suárez no jugó y Musli se retiró lesionado

Musli, atendido por Mario Bárbara en el Basket Hall de Krasnodar
Musli, atendido por Mario Bárbara en el Basket Hall de Krasnodar
  • El alero fue baja por gastroenteritis y el pívot sufrió un esguince en su tobillo derecho en el segundo cuarto

El Unicaja dio un enorme paso para estar en su primera final de la Eurocup, tras ganar en la pista del Lokomotiv por 57-73. El cuadro malagueño hizo un partido muy completo, con buenos porcentajes de tiro y una magnífica defensa que dejó al conjunto ruso en solo 57 puntos.

Lo llamativo es que el Unicaja lo hizo con una rotación muy limitada, de apenas ocho jugadores. Viny Okouo y Lafayette no jugaron por decisión técnica, algo habitual en los últimos partidos. Carlos Suárez fue baja de última hora por gastroenteritis; estuvo con fiebre y vómitos todo el día y estaba muy debilitado, por lo que se decidió que se quedara en el banquillo.

Para colmo, con el partido ya empezado, el Unicaja perdió a su pívot titular. A falta de 6 minutos para el final del tercer cuarto, Musli se lastimó el tobillo en la pelea por un rebote. El club informaba después de que no volvería a jugar en el partido por un esguince en su tobillo derecho. Habrá que esperar su evolución para ver si puede jugar el viernes.

Eso hizo que Omic jugara mucho más de lo habitual (29 minutos) y el esloveno respondió con 5 puntos, 7 rebotes y 16 de valoración. Plaza tuvo que jugar la mayor parte del partido con solo 8 jugadores de su plantilla de 123 y el resultado salió más que bien.