Plaza se moja: «Me gustaría seguir en el Unicaja»

Joan Plaza (archivo)./EFE
Joan Plaza (archivo). / EFE

El técnico, al que el club pretende renovar, reconoce que le gustaría continuar con un proyecto a largo plazo

Juan Calderón
JUAN CALDERÓN

El entrenador del Unicaja, Joan Plaza, reconoció esta mañana que le gustaría renovar con el equipo malagueño al final de la temporada. Plaza acaba contrato y existe una buena sintonía desde el club para ampliar su vinculación, aunque todavía no se han abierto las negociaciones. Hoy Plaza afrontó el asunto de forma clara y afirmó que le gustaría renovar y afrontar un proyecto a largo plazo. El técnico también insistió en la importancia de tener mañana un gran ambiente en el importante partido en la Euroliga contra el Maccabi (20.45 horas).

«No me han comentado nada. Hace unas semanas vi que renovaban al que iba primero en la Liga, Laso, y al que iba más abajo, Moncho (Obradoiro). La estabilidad emocional de todo el mundo, la junta, los jugadores, por sus familias... Pero insisto que aprendí algo importante es que quiero vivir el momento. No quiero sentirme mal porque no me propongan renovar, tampoco que si deciden que no siga. Sería bonito que me dijesen lo que quieren, pero no hay nada que me vaya a sacar de mío rumbo. Quizá hace cinco años, me habría puesto nervioso. Quizá eso juega en contra mía, pero ahora no me importa. Me gustaría seguir y también que me lo propusiesen o que me dijesen lo contrario. Laso o Peñarroya, Moncho también andan por ahí en cuanto a temporadas. El hecho de un entrenador con mucho tiempo en el mismo banquillo es síntoma de bonanza. Me gustaría hacer un proyecto a largo plazo. No estoy desubicado.Si se plantea quiero que se haga bien, porque todos sabemos cómo soy. Si piensan que debe ser otro, pues desearle suerte. No es algo que deba salir en la prensa o en las redes. Quiero hacer un gran final de temporada dando el máximo», destacó el técnico.

Plaza destacó que al margen de lo que decida el club, esta vez no se va a poner nervioso como ocurrió hace un par de temporadas cuando los rumores sobre su salida estaban a la orden del día y luego acabó renovando. «Fue todo junto porque fue el año más complicado de gestionar, por las lesiones y, a las malas, todos mostramos nuestra cara real. Luego resolvimos bien, y aquella temporada remontamos una situación complicada. El equipo hizo once de doce victorias consecutivas, pero la tensión o presión, me hizo sentir que no me llegaba suficiente sangre a la cabeza. Tenía que vivir más al día a día, conocer el entorno y confiar en el trabajo realizado previamente. No voy a ser peor entrenador porque me vaya a Ronda o Nerja con la moto. Eso fue lo que pasó. Ahí todos vivimos una situación complicada, hice una reflexión y aquello me ayudó», reconoció.

Respecto al partido de mañana, Plaza dejó claro que se vuelve a tratar de un encuentro a vida o muerte para su equipo si quiere seguir peleando por la clasificación para la siguiente fase de la Euroliga. «Es un partido muy importante. Tenemos que dar nuestra mejor versión. Ellos tienen un colchón grande y tenemos que apurarlo todo. El campo tiene que ofrecer un gran aspecto, animo a todos porque el Maccabi es un equipo al que todos hemos visto desde pequeños. Requerirá nuestra mayor exigencia técnica y física. Tienen un buen entrenador y nosotros estamos bien, pero requiere un plus de todos. Me consta que ellos vienen muchos, así que me gustaría sentir que estamos en Málaga y no en Tel Aviv», dijo.

El entrenador barcelonés espera que su equipo reaccione bien después de la participación en la Copa del Rey y mantuvo el discurso de que ve margen de mejora. «En la otra ventana el equipo reaccionó bien. En estos días trato de añadir variables, no para mañana, pero sí a corto plazo. Estamos preparados para batallar contra ellos. Ante el Madrid debimos resolver dos minutos antes, pero percibo que el equipo está serio y tenemos margen de mejora. Nos entendemos mejor y en unas semanas alcanzaremos nuestro tope. Ojalá sigamos tensos y alegres. Contra el Madrid no se compite como lo hicimos si no estuviésemos en una línea ascendente. El otro día en Los Guindos vi cosas que no había visto antes», dijo.

Plaza se convertirá mañana en el entrenador con más partidos en la historia del Unicaja, 302, y esta mañana analizó su trayectoria y este particular logro. «Es evidente que todo el mundo sueña con poder trabajar en un lugar de lo que quieres en el entorno deseado y que eso se vincule al éxito o buena marcha del club, pero también vemos que me costaría recordar entrenadores con más de tres años en el mismo club. Es una parte frágil, en Europa, porque hay clubes anglosajones en los que algunos entrenadores pasaron allí toda la vida. En Inglaterra también ocurre, pero en el resto de Europa es difícil. Cuando vine alguien me dijo que Málaga era un lugar para estar un par de años y fuera. Cuando estás tantos años, es señal de que las cosas se hacen con criterio. Aquí sin la figura del presidente, de Carlos y del mismo Manolo Rubia, de la gente de las oficinas, mis ayudantes y los jugadores, habría sido imposible. Hay que adaptarse a las circunstancias. Yo nunca lo imaginé. Me siento halagado y orgulloso. Sigo mejorando para mejorar y hacer las cosas», afirmó.

Por último, Plaza acabó su comparecencia con dos felicitaciones. «Me gustaría felicitar a Regino Hernández. Me parece extraordinario que alguien que vive al lado de la playa haga algo así y luego dar las gracias al departamento de prensa por el vídeo que vi ayer».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos