Plaza se queda con diez hombres

Díez lleva dos partidos sin jugar por decisión técnica. /Agencia Lof
Díez lleva dos partidos sin jugar por decisión técnica. / Agencia Lof

El técnico del Unicaja limita las rotaciones a dos jugadores por posición

Enrique Miranda
ENRIQUE MIRANDAMálaga

El argumento se repitió durante todo el verano, mientras se confeccionaba el equipo: «Hay que tener una plantilla amplia». La clasificación para la nueva Euroliga, con un formato ‘todos contra todos’ tan atractivo para el público como exigente para los clubes, marcaba los fichajes. Por eso Plaza y el secretario técnico, Carlos Jiménez, configuraron un equipo con 12 profesionales y dos canteranos con ficha en el primer equipo. 14 jugadores para afrontar una de las temporadas más duras de la entidad de Los Guindos.

Los canteranos Okouo y Soluade no cuentan apenas con minutos, Díez lleva dos choques sin jugar y el resto tiene más presencia en la cancha

Ahora, tras dos meses y medio de competición, el equipo empieza a hacer sus ajustes y en los últimos partidos se ha notado un cambio en el sistema de rotaciones empleado por Plaza:menos jugadores en pista y por lo tanto más tiempo a repartir entre los que juegan. Ya en los dos últimos partidos el entrenador sólo ha empleado a diez hombres, dos por posición, algo que ya había apuntado en semanas anteriores en sus comparecencias ante la prensa.

El Unicaja dejó salir a Musli, que no contaba para el entrenador, rumbo al Brose Bamberg. A nadie le extrañaría que llegara un fichaje temporero para ocupar esa ficha y reforzar al equipo, aunque en el club no tienen prisa. De los 13 jugadores que permanecen en la plantilla, Okouo y Soluade apenas están teniendo oportunidades en los partidos y su ayuda se limita a los entrenamientos. En el caso del pívot congoleño, su malestar es evidente e incluso ha empleado su cuenta en Twitter o Instagram para mostrar su enfado, algo que evidentemente no ha gustado mucho en el club. Sin Musli en la plantilla, Okouo podría tener más minutos para darles descanso a Shermadini y Augustine, aunque habrá que ver si sus mensajes en redes sociales no le pasan factura.

Además de los canteranos, en los dos últimos encuentros ha sido Dani Díez el que se ha quedado en el banquillo sin jugar ni un solo minuto. El madrileño, titular en 7 de los 15 partidos que ha disputado esta temporada, ya es el jugador que menos minutos tiene de la plantilla, sin contar con Soluade y Okouo.

Nedovic juega más

Estos cambios en las rotaciones han beneficiado a los jugadores con más confianza del entrenador. No es normal que Plaza mantenga a un mismo jugador durante todo un cuarto, algo que se vio en Zaragoza, con Brooks y Nedovic. En un equipo en el que nadie suele jugar más de 20 minutos por partido y con un entrenador al que le gusta rotar mucho a sus hombres para que no descienda el nivel de intensidad, Nedovic por ejemplo ha aumentado su cuota de presencia en pista con 28 minutos en Zaragoza o 27 ante el Baskonia. El serbio es el jugador más empleado con diferencia.

Ahora habrá que ver si el Unicaja puede mantener esta limitación en las rotaciones en las próximas semanas, en las que se jugará estar en la Copa. El encuentro del sábado en Tenerife será muy importante para que el conjunto malagueño se consolide entre las ocho primeras plazas de la Liga Endesa. Pero antes, el jueves, recibe al Khimki ruso. ¿Se mantendrán estas rotaciones?

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos