Suárez, un base en cuerpo de pívot

Suárez busca a un compañero para pasarle el balón. :: francis silva/
Suárez busca a un compañero para pasarle el balón. :: francis silva

El madrileño es el mejor jugador interior de toda la ACB en asistencias por partido y el domingo superó su récord, con ocho

Enrique Miranda
ENRIQUE MIRANDAMálaga

Al descanso del Unicaja-Barcelona del domingo, el conjunto malagueño dominaba de manera sorprendente con 17 puntos de ventaja. En gran parte, por la soberbia actuación de Carlos Suárez, que en los dos primeros cuartos ya había batido su récord de asistencias en un partido de la Liga Endesa, con siete. Cuando las cámaras de televisión se acercaron para cuestionarle por el recital de juego que estaba dando, el madrileño contestó: «Algunos jugadores son físicamente superiores y otros tenemos otras facultades».

En pocas palabras, el capitán del Unicaja definió a la perfección su juego. Veteranía, inteligencia en la pista, liderazgo y una visión de juego al alcance de pocos. Suárez ha pasado en las últimas temporadas del puesto de alero al de ala-pívot, pero por momentos parece que es el base del equipo. Un base de 2,03 de altura que coge el balón, levanta la cabeza y hace jugar a sus compañeros. Por momentos, sobre todo cuando coincidía con McCallum en pista, era el jugador que dirigía el ataque del Unicaja. Sus registros en asistencias de esta temporada son espectaculares, los mejores de toda su carrera. Casi tres pases de canasta por partido en la Liga Endesa, sólo superado ampliamente en el equipo por Nedovic, el mejor asistente. Sorprende ver que el madrileño lleva más asistencias en la ACB que McCallum y sólo cuatro menos que Alberto Díaz, los bases del equipo.

El ala-pívot es el jugador interior que más asistencias reparte en toda la Liga Endesa. Entre los 50 primeros jugadores de la competición española en este apartado estadístico sólo tres pívots. Suárez ocupa el puesto 26.º, con 2,75 pases por encuentro y por detrás están Huskic (Burgos) y Tomic (Barcelona). Pero es que en la Euroliga tampoco hay otro pívot que haya repartido más balones a canasta que él.

Ante el Barcelona batió su tope personal de asistencias, con 8, una cifra que sólo ha alcanzado un jugador interior en la historia del Unicaja, Jorge Garbajosa. Suárez ha sido este fin de semana uno de los nombres del baloncesto español, con sus estadísticas próximas al triple doble, pero él no se descentra del objetivo del equipo. «La semana próxima tenemos un partido muy importante. Valencia está ahí para meterse en Euroliga y queremos tener el factor cancha a favor», insiste el capitán.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos