El Unicaja, de colista a pelear por los ‘play-off’

Brooks alza los brazos en señal de victoria en el partido ante el Milán. /Álvaro Cabrera
Brooks alza los brazos en señal de victoria en el partido ante el Milán. / Álvaro Cabrera

El equipo de Joan Plaza sube seis puestos en la Euroliga en apenas dos semanas tras sus tres victorias consecutivas

Enrique Miranda
ENRIQUE MIRANDAMálaga

Tiene este nuevo modelo de la Euroliga en el que se está estrenando el Unicaja tanto nivel de exigencia, tanta calidad en todos los equipos, que resulta difícil hacer pronósticos incluso con la competición ya empezada. Con 16 equipos compitiendo al máximo en un calendario de infarto, el actual líder puede caer a la mitad de la tabla en un descuido y el colista remontar varios puestos en un suspiro.

Esto último es lo que le ha pasado al Unicaja, que durante un par de semanas dio la impresión de que se estaba descolgando de manera casi definitiva de la Euroliga. En las jornadas 10 y 11 ocupó el cuadro de Plaza el odiado farolillo rojo de la clasificación, tras una crisis de resultados que le llevó a encadenar cinco derrotas consecutivas en Europa. Pero en las dos últimas semanas ha sido capaz de darle la vuelta a su tendencia, con tres triunfos seguidos ante el Khimki, el Barcelona y el Milán. La mejoría en el juego del equipo malagueño por fin se ha reflejado en la clasificación y actualmente presenta un balance de seis victorias y ocho derrotas, cuando sólo queda una jornada para el ecuador de la competición. Queda todo un mundo por delante, pero el Unicaja se ha vuelto a enganchar a la competición, a la pelea por estar en los ‘play-off’ entre los ocho mejores del continente, algo muy difícil de conseguir viendo los compañeros de viaje en la Euroliga y que sería todo un logro para la entidad de Los Guindos. El equipo que entrena Plaza es décimo, a dos victorias del octavo clasificado, el Khimki ruso (que presenta el mismo balance que Khimki y Maccabi, próximo rival). Si el jueves el Unicaja consigue vencer en Tel Aviv se acercaría más aún a los puestos de ‘play-off’

Equilibrio con la Liga Endesa

Aunque Joan Plaza habló a las cámaras de televisión tras acabar el partido ante el Milán de «empezar a soñar» con estar en la siguiente fase, la realidad es que en el Unicaja prefieren mantener los pies en el suelo y no mirar a la parte alta de la clasificación. Hay que tener en cuenta que, a diferencia del resto de equipos españoles, el cuadro malagueño se ha complicado su presencia en la Copa del Rey de la Liga Endesa, el primer objetivo de la temporada. Si Valencia o Barcelona están sufriendo mucho en la máxima competición europea, en la Liga Endesa su posición es más cómoda.

¿Tiene capacidad el Unicaja para estar entre los ocho primeros de ambas competiciones? Suena a quimera, pero es un reto ambicioso. El cuadro malagueño tiene que trasladar ahora su mejoría a la competición española, especialmente tras el traspié ante el Tenerife. Si se mantienen las sensaciones de la Euroliga, todo será mucho más fácil. El próximo partido en la Liga Endesa será en la cancha del Bilbao, el próximo sábado 30, justo después de un complicado viaje a Tel Aviv. En Miribilla se puede despejar un poco el panorama del equipo en la ACB.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos