El Unicaja descarta fichar por ahora pese a liberar la ficha de Musli

Musli se ata los cordones antes de un entrenamiento/. Ñito Salas
Musli se ata los cordones antes de un entrenamiento / . Ñito Salas

El club considera que hay efectivos suficientes en la actual plantilla y se reserva la baza de hacer una incorporación en caso de lesiones

Enrique Miranda
ENRIQUE MIRANDAMálaga

Dejan Musli tenía la cruz puesta sobre su dorsal desde que empezó la temporada. Si seguía en el Unicaja, era porque tenía contrato en vigor y porque no llegaron ofertas de calado que pudieran cubrir su salario en el equipo malagueño. Pero Joan Plaza no contaba con él desde el principio y su idea era configurar una plantilla con un interior de otro perfil, un ‘4’ más atlético, y no tener cuatro pívots en la plantilla (Shermadini, Augustine, Musli y Okouo).

Por eso era cuestión de tiempo que el serbio saliera del equipo, como ocurrió la pasada semana con su fichaje por el Brose Bamberg. Con Musli fuera –no hubo traspaso, pero el pívot sí renunció al salario que le quedaba hasta final de temporada–, en el club y su entorno ha surgido el habitual debate de si se acude al mercado o no para reforzar al equipo. El entrenador, Joan Plaza, ya dejó clara su opinión incluso antes de que Musli hiciera la maleta: «Carlos Jiménez, en su posición de secretario técnico, tiene que estar atento a cualquier opción que se pueda dar para reforzar a la plantilla, porque en algunas posiciones tenemos un jugador de más o tenemos lesionados, y en otras hay jugadores que mientras esperamos que crezcan o vayan a más, podría haber algún jugador potencial que podría venir». Un claro mensaje que mandaba el entrenador del Unicaja el día previo al encuentro ante el CSKA.

En la Euroliga no se pueden inscribir nuevos jugadores hasta el mes de enero

Sin embargo, ni Carlos Jiménez ni el presidente del Unicaja, Eduardo García, contemplan ahora la opción de fichar a un jugador más para el equipo, que cuenta con 13 efectivos, aunque Okouo y Soluade no cuentan apenas en los partidos. Desde el club se considera que la actual plantilla es suficiente para afrontar los retos a corto plazo –el principal, la clasificación para la Copa del Rey– y que no es necesario acudir al mercado. No al menos por ahora, ya que prefieren reservarse esa baza para casos de mayor necesidad, como puede ser una lesión de larga duración, algo de lo que se ha librado por ahora el Unicaja, pero que está afectando a muchos equipos de la Euroliga.

Mercado limitado

Eso no quiere decir que el club haya estado parado en este aspecto, ya que se siguen mirando jugadores y también algunos agentes se han puesto en contacto con el club para realizar ofrecimientos. Pero la decisión es la de no fichar a corto plazo y que el equipo siga funcionando sin Musli, con el que ya prácticamente no se contaba.

En esta decisión también pesa que no se ha visto nada en el mercado disponible que mejore de manera palpable lo que ya hay en el equipo. El pasado fin de semana, el entrenador del Tecnyconta Zaragoza, Jota Cuspinera, hacía una comparación curiosa cuando fue cuestionado sobre la posibilidad de fichar para sustituir a su base Sergi García:«Vamos a un mercado que no existe, a una lonja de pescado donde se han llevado todo». Evidentemente la situación del Zaragoza no es la misma que la del Unicaja, pero en el club consideran que no hay mucha oferta disponible. Además, hasta enero no se pueden inscribir nuevos jugadores en la Euroliga –esta restricción no afecta a la Liga Endesa–, por lo se espera más movimientos a partir del próximo mes.

Hay que tener en cuenta que el conjunto malagueño tiene sus dos plazas de extracomunitarios cubiertas (McCallum y Augustine), por lo que tendría que buscar a un jugador comunitario. Por ahora, Plaza se queda sin refuerzos, aunque a nadie le extrañaría el fichaje de un temporero más adelante.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos