Nedovic apaga el incendio del Unicaja (89-70)

Nedovic apaga el incendio del Unicaja (89-70)
Álvaro Cabrera

El equipo de Plaza se redime tras el revés de Valencia, liderado por el serbio, y arrolla al Estudiantes

Juan Calderón
JUAN CALDERÓN

Una de las ayudas que los periodistas utilizan para realizar las crónicas de baloncesto es llevar lo que se denomina el ‘arrastrado del partido’; que no es otra cosa que ir apuntando quién mete cada canasta para realizar las crónicas de baloncesto es llevar lo que se denomina el ‘arrastrado del partido’; que no es otra cosa que ir apuntando quién mete cada canasta, si es de dos o de tres, e incluso con algún apunte adicional como robos, cambios o asistencias, según el gusto de cada uno. Esto ayuda para comprobar, por ejemplo el impacto que tuvo ayer Nedovic en la victoria por 89-70 ante el Movistar Estudiantes. El serbio saltó a la pista a los siete minutos cuando el marcador reflejaba un 20-13 y la secuencia de sus acciones fue la siguiente en los siguientes cinco minutos que estuvo en la pista: Asistencia, triple, asistencia, falta recibida, robo, asistencia, bandeja anotada, asistencia, un tiro libre anotado, triple, canasta y asistencia... Cuando se sentó el marcador reflejaba un 41-17. Es cierto que el Estudiantes no había presentado gran oposición, pero la realidad es que ante el talento del serbio, y más cuando está en racha, hay poco que hacer.

89 Unicaja

McCallum (3), Salin (10), Shermadini (16), Waczynski (13), Brooks (6) -cinco inicial-, Okouo (-), Soluade (2), Alberto Díaz (3), Dani Díez (8), Nedovic (18), Augustine (8) y Suárez (2).

70 Estudiantes

Cvetkovic (4), Cook (6), Landersberg (6), Brown (9), Caner-Medley (11) -cinco inicial-, Hakanson (5), Brizuela (2), Vicedo (5), Peña (4), Suton (9), Savane (3) y Arteaga (6).

parciales
31-17, 22-8, 20-26 y 16-19.
árbitro
Carlos Peruga, Jordi Aliaga y Pedro Munar. Sin eliminados por cinco faltas personales.
incidencias.
Partido de la sexta jornada de la Liga Endesa, disputado en el Palacio de los Deportes José María Martín Carpena ante unos 7.500 espectadores

Sus puntos y el buen trabajo de sus compañeros, permitieron al Unicaja poner fin a su racha de cuatro derrotas consecutivas (89-70) y redimirse un poco del atropello que sufrió en Valencia el pasado viernes al encajar la segunda derrota más abultada de su historia en competiciones europeas. Fue un partido para que varios jugadores ganasen en confianza, en especial Waczynski y Shermadini, los otros dos destacados ayer. Es importante destacar el partido del pívot, que demostró que si se le busca puede firmar los números que la pasada temporada lo convirtieron en el mejor hombre alto de la Liga Endesa. Ayer se fue hasta los 16 puntos y 8 rebotes.

Resuelto al descanso

No ofreció oposición alguna el Estudiantes, que sólo aguantó cinco minutos. Fue algo parecido a lo que hizo el cuadro cajista el viernes en la Euroliga ante el Valencia en ese encuentro de infausto recuerdo. Sin intensidad alguna por parte del conjunto visitante, el Unicaja estuvo cómodo, jugó como le gusta, reboteando, corriendo y con Nedovic sonriendo. Caner-Medley sacó a pasear su enorme talento en su primer partido en Málaga desde que dejó el equipo hace cuatro años. No tiene el físico de antes, pero la calidad no se pierde. Sus puntos sostuvieron a su equipo hasta que entró en escena Nedovic.

Suárez iguala a Dani romero en partidos con el Unicaja, 253

El capitán del Unicaja, Carlos Suárez, va camino de marcar una época en el club malagueño. Ayer alcanzó a Dani Romero, otrora también capitán del equipo, en partidos disputados, con un total de 253. Romero es ahora delegado de campo en los partidos del Unicaja y el próximo viernes, con el partido ante el Efes, se verá superado por Suárez. Si no hay contratiempo en forma de lesiones, el madrileño acabará la temporada como el quinto en partidos oficiales, por delante de Carlos Jiménez y por detrás de otro histórico, Gaby Ruiz (315). Con contrato hasta 2021, puede agrandar todavía más su trayectoria como cajista.

El serbio continuó con el recital en los primeros compases del segundo cuarto, con un triple y dos asistencias para Augustine y Díez hasta que Plaza le dio descanso. Con una dinámica positiva y con el Estudiantes incapaz de meter una canasta, sólo logró ocho puntos en el segundo acto, el partido quedó resuelto al descanso, 53-25. Hacía sólo 48 horas, que el Unicaja había encajado un marcador parecido en Valencia después de la primera parte, 57-25. La diferencia es que el equipo que dirige Joan Plaza no se puede permitir ofrecer esa imagen.

Noticias relacionadas

Y como se apuntó al comienzo de esta crónica, junto a Nedovic (13 puntos), Shermadini y Waczynski, con nueve cada uno, confirmaban el dominio local.

Tras el descanso, el Estudiantes demostró tener orgullo y fue mejor que el Unicaja, aunque su defensa era un desastre y eso le impidió acercarse más en el marcador. El juego del Unicaja perdió muchos enteros, pero seguía siendo superior a su rival, que al final del tercer acto logró un parcial de 2-11 (68-51) aprovechándose de la relajación local y se hizo con el cuarto por 20-26.

Pudo hacer más sangre el Unicaja, pero tampoco se ensañó. Plaza sentó a Nedovic después de que metiese un triple para alcanzar los 18 puntos. Fue el último servicio del serbio en el partido. El técnico también dio minutos a Okouo y Soluade para reservar a sus jugadores clave.

Fotos

Vídeos