Lío a la vista: la Euroliga no parará por los partidos de las selecciones

La competición europea comenzará el 12 de octubre y la fase regular finalizará el 6 de abril

Juan Calderón
JUAN CALDERÓN

El cisma ente la Euroliga y la FIBA se agranda. La Asamblea General de la competición europea, reunida hoy en Barcelona, aprobó las fechas clave del calendario de la próxima temporada. Pero lo más destacado del encuentro es que los clubes refrendaron la propuesta de no detener la competición cuando lleguen las famosas ventanas de selecciones de la FIBA, en las que las se disputarán los encuentros de clasificación para el Mundial 2019.

De este modo, los jugadores se encontrarán ante el dilema de qué hacer, aunque la Euroliga no pondrá restricciones para que los profesionales decidan. En el caso del Unicaja, que estuvo representado en la reunión de ayer por su jefe de operaciones, Manolo Rubia, es previsible que tanto Alberto Díaz como Dani Díez formen parte de la selección española que dispute esos partidos.

Aunque no se ha hecho mención expresa de las ventanas FIBA, la aprobación del calendario de la Euroliga exactamente igual que el año pasado, con dobles jornadas algunas semanas, hace imposible que los clubes cedan a sus jugadores a sus respectivas selecciones.

Ahora la pelota queda, de alguna manera, en el tejado de los jugadores, que deberán decidir si acuden a la llamada de su selección desoyendo las normas contractuales del club que les paga. En la primera ventana, 24 y 26 de noviembre, España se enfrentará a Montenegro y Eslovenia, pensando en el Mundial de China 2019.

La Euroliga comenzará el próximo 12 de octubre, con una temporada regular que se alarga hasta el 6 de abril. Después, los ocho primeros jugarán los ‘play-off’ de cuartos de final, al mejor de cinco partidos, del 17 de abril al 1 de mayo.

Fotos

Vídeos