Carlos Suárez, desde Aranjuez al podio histórico del Unicaja

Suárez, ayer en el Palacio. / Foto: Migue Fernández / Vídeo: Borja Gutiérrez

El capitán, que ya es el tercer jugador con más partidos en la historia del club, repasa sus mejores momentos en Málaga

Enrique Miranda
ENRIQUE MIRANDAMálaga

Una llamada de teléfono y un encuentro para tomar café en el verano de 2013 alteró el rumbo de su vida. Con la decisión tomada de irse a jugar a Siena y con las maletas casi hechas, Carlos Suárez cambió de opinión y fichó por el Unicaja. Seis temporadas después, este jugador nacido en Aranjuez hace 33 años –ayer fue su cumpleaños– dice que Málaga le ha dado mucho, que es medio malagueño y que espera seguir aquí mucho tiempo más. Esta semana se ha convertido en el tercer jugador con más partidos en la historia del club (343), por detrás de Carlos Cabezas (505) y Berni Rodríguez (683) y con motivo de este logro repasa para este periódico su trayectoria en la entidad de LosGuindos.

Temporada 2013-2014

De su debut a un 'play-off' de infarto contra su exequipo

Tras su final de etapa en el Real Madrid, Suárez estaba algo desanimado y quería reencontrarse como jugador. Había decidido salir de España y estaba a punto de firmar con el Siena e incluso ya había hablado con el entrenador, Marco Crespi. «Me llamó mi representante y me habló del interés por Joan Plaza. Yo estaba dudoso, tomamos un café con él en su casa de Madrid y me convenció», explica. «Fue una de las mejores decisiones de mi vida». Su debut fue contra el Estudiantes y reconoce que estaba un poco nervioso en su estreno. «El equipo empezó muy bien, fuimos capaces de competir contra el Real Madrid de los récords, el Carpena se volvió a enganchar al equipo...». Tiene un especial recuerdo de aquellas semifinales contra el Real Madrid. «En el cuarto partido nos faltó gasolina para ganar el partido en la prórroga. Pero en esa eliminatoria sentí lo que era la motivación extra del Carpena lleno, con la gente recibiéndote en el aparcamiento dos horas antes...»

Temporada 2014-2015

A una canasta de la final de la Liga Endesa

Para Suárez su segunda temporada en Málaga sirvió para darle continuidad al primer año del proyecto de Plaza. «Teníamos esa confianza y esa madurez y fue un año impresionante. Estuvimos gran parte del año en primera posición, ahí contra el mejor Madrid de la historia por resultados. «Es que teníamos un equipazo. Estuvimos a un gran nivel en los 'play-off', primero ante un Baskonia que era de nuestra liga, aún no tenía equipo de fútbol, y después ante el Barça. El triple de Navarro fue una pena». Recuerda el de Aranjuez que tuvo un triple en los últimos instantes que no entró. «Quizás tenía que haber forzado una falta y ahora pienso que decidí mal, pero así es el baloncesto», dijo.

Temporada 2015-2016

El fin de la Euroliga

«La temporada empezó con la ilusión de la Supercopa en el Carpena. Teníamos muchos jugadores nuevos, pero le ganamos al Madrid. Después el Barça nos sacó de la pista en la final», afirma. «En la Euroliga nos fue bien, ganamos en Tel Aviv, en Moscú...». Hubo dos decepciones, la primera no entrar en la Copa y la segunda la exclusión de laEuroliga «Las noticias llegaban al vestuario, pero a mí no me afectó y al grupo tampoco, no fue una excusa».

Temporada 2016-2017

El homenaje a Lopera en el título de la Eurocup

Fue la temporada más especial para Suárez, porque tuvo el privilegio de levantar el título de la Eurocup. «Creo que fue el momento más increíble de mi carrera, es uno de esos partidos del baloncesto FIBA que no se olvidan», dice respecto al tercer partido de la final ante el Valencia. «En la cancha se notaba el miedo a ganar del rival, se les veía en los ojos que estaban bloqueados. En la grada estaban ya coreando lo de «campeones» y nos dijimos que teníamos que seguir hasta el final. Terminó saliendo todo redondo». Triunfó el capitán en las celebraciones con su cántico en homenaje a Lopera y su «estábamos en la UVI». «Es que era verdad, anímicamente el equipo era un desastre tras la Copa».

Salvador Salas

Temporada 2017-2018

La factura de la competición europea

En el fin de la era Plaza en el Unicaja, el capitán resalta la factura que pasó la Euroliga. «Nos habíamos ganado el derecho a jugarla y competimos a gran nivel, pero tiene una cara B, que se vio en la ACB. Solo hay que ver al Gran Canaria esta temporada», comenta. Aún así, defiende que esa campaña se hizo buenos partidos, especialmente en la competición europea.

Temporada 2018-2019

«Las ventanas FIBA y las lesiones nos han matado»

Considera el capitán que, pese a las decepciones de esta temporada, aún queda lo mejor. «El inicio fue muy bueno, yo veía que el equipo tenía muchísimo potencial. A nosotros nos ha matado las ventanas FIBA y las lesiones. Otros equipos quizás pueden tener más jugadores, pero nosotros tenemos lo que tenemos. Contra el Alba no estuvimos bien, pero es que nos faltaban dos jugadores como Alberto y Jaime. Fue una decepción», dice. «Ahora veo muchas cosas del principio de temporada. Nos medimos al Valencia, que son muy superiores según todo el mundo... Vale, pero hay que demostrarlo en la pista. Hay que aprovechar los próximos diez días como si nos fuera la vida en ello, sinceramente creo que podemos jugar las semifinales», concluye.

Suárez, ayer en el Carpena
Suárez, ayer en el Carpena / Migue Fernández