Lucha sin cuartel para la cuarta plaza

Unicaja, Valencia y Joventut se enfrentarán entre ellos en las próximas cuatro jornadas para aclarar la parte alta de la clasificación liguera

Shermadini y Suárez, el sábado frente al Gran Canaria. /Efe
Shermadini y Suárez, el sábado frente al Gran Canaria. / Efe
José Miguel Aguilar
JOSÉ MIGUEL AGUILAR

Un calendario caprichoso, una clasificación engañosa y una recta final de Liga apasionante. Los aficionados al baloncesto en Málaga tienen motivos sobrados para frotarse las manos con lo que les espera hasta mayo, siempre que su equipo responda mejor de lo que lo está haciendo de un tiempo a esta parte. Con los tres primeros puestos adjudicados virtualmente al Barcelona, Real Madrid y Baskonia, queda el goloso cuarto puesto por el que luchan el Unicaja, el Valencia y el Joventut, que se enfrentarán entre ellos de aquí al 13 de abril para dilucidar un 'basket average' que puede ser definitivo ante tanta igualdad. Para empezar, este domingo se enfrentan los dos rivales del cuadro malagueño en la capital del Turia, con dos condicionantes: el 83-74 registrado en la ida y la disputa de las semifinales de la Eurocup por parte del conjunto que entrena Ponsarnau, que ayer ganó el primer encuentro.

La cuesta de enero le llegará al Unicaja con un empinado comienzo de abril, cuando el día 6 reciba al Joventut y el 13 viaje a Valencia, con su rival pendiente de la posible final europea si eliminase al Unics Kazán. En esta particular eliminatoria entre estos tres equipos, los resultados fueron: en Badalona se impuso el cuadro verdinegro al Unicaja por 93-86, mientras en el otro partido, el equipo que entrena Luis Casimiro ganó en Málaga al conjunto che por 13 puntos (86-73), posiblemente en uno de los mejores encuentros de la temporada, hasta el punto que entusiasmó a una afición que vivió en una nube de ilusión hasta Navidad.

En esta pugna entre estos tres equipos –sin olvidar que el Baxi Manresa, séptimo, solo tiene una victoria menos, y el Iberostar Tenerife está a dos triunfos–, hay un dato significativo que puede marcar el final de la fase regular: del 9 al 26 de mayo, es decir, en las cuatro últimas jornadas, el Valencia jugará en Barcelona y en la cancha del Real Madrid y cerrará la Liga recibiendo al Baskonia. Los tres equipos de la Euroliga pueden disputar entre medias la 'Final Four' de Vitoria (del 17 al 19 de mayo), con todo lo que ello conlleva en caso de disputarla o de llegar frescos a los choques frente al cuadro valenciano.

Son demasiados condicionantes para saber qué puede ocurrir en las jornadas que faltan, aunque el aficionado malagueño está más pendiente de lo que haga el Unicaja que de los rivales en cuestión. Las lesiones, la nula mentalidad defensiva, los problemas para atacar y una dinámica negativa están haciendo mella en la moral del grupo que entrena Casimiro, que por momentos se le ve desbordado para revertir una situación que puede ser insostenible si no mejora el juego y los resultados, aunque pese a la irregular marcha en estos tres últimos meses sigue pugnando por ocupar la mejor posición posible, cuando ya se ha enfrentado a los tres primeros.

Líder en valoración. Dubljevic, en su mejor momento

El Valencia llega al momento cumbre de la temporada con su mejor jugador en forma, pues Bojan Dubljevic lidera el 'ranking' ACB de valoración, con un promedio de 16,9 puntos por partido. Pero es que Will Thomas es sexto de esta clasificación con 15,3 de media. Casulmente son los únicos dos jugadores del cuadro naranja en la lista de 50, en la que el Unicaja cuenta con cinco, aunque la diferencia es que su referente, Jaime Fernández, con 16,5 puntos por encuentro, está lesionado. Luego están Shermadini (15º), Lessort (33º), Suárez (38º) y Roberts (45º).

Local y visitante. Un Unicaja de dos caras

Existe mucha diferencia entre el Unicaja cuando actúa de local (10 victorias y solo dos derrotas en la Liga Endesa), –solo Real Madrid y Barcelona han ganado más partidos en casa–, y cuando juega de visitante, con cuatro triunfos y siete partidos perdidos, pues hay ocho equipos con mejor balance que el cuadro malagueño en ese apartado. No obstante, pese a la impresión distorsionada que causa el mal juego del conjunto que entrena Casimiro, en la segunda vuelta lleva tres partidos ganados y otros tres perdidos, como el Valencia, mientras el Joventut presenta un 4-2.