Malaga CF
Markovic, rodeado de contrarios en el partido ante el Andorra del pasado sábado.
Markovic, rodeado de contrarios en el partido ante el Andorra del pasado sábado. / OPTASPORTS

El Unicaja se da un respiro

  • Dos días de descanso y menos carga de entrenamiento para aliviar el cansancio

El Unicaja volvió ayer a mediodía a Málaga después de cinco días fuera de la ciudad. El equipo acumula miles de kilómetros por Europa enlazando partidos y no volverá a trabajar hasta mañana a las 12.00 horas. Plaza cumple así lo que dijo semanas atrás de dar dos días de descanso a una plantilla que llega a una fase clave de la temporada con las fuerzas justas. Dos partidos cada 48 horas y precedidos de largos desplazamientos pasan factura a todos los niveles, de ahí que se haya optado por levantar un poco el pie en el día de día para recuperar fuerzas.

El Unicaja ha dejado ya a un lado desde hace un par de semanas las sesiones dobles de trabajo. Ahora por ejemplo, se hace una única sesión un poco más larga, especialmente la de los lunes, pero los jugadores tienen las tardes para recuperar, algo que se agradece después de 32 partidos oficiales disputados.

El equipo tocó fondo la semana pasada, cuado se encontró con la lesión de Markovic, la baja por gripe de Green y los problemas físicos de otros jugadores. Plaza lo exteriorizó en una rueda de prensa en la que se le vio tocado antes del duelo ante el Milán. La realidad es que el técnico estaba muy afectado, más de lo que mostró públicamente.

La dosificación en el aspecto físico se verá acompañada también por un respiro en el calendario. El Unicaja disputa ahora cuatro partidos consecutivos en el Palacio de los Deportes, es decir, no habrá viajes de por medio. Desplazamientos que en el caso de la plantilla malagueña son más complicados, al usar vuelos charter, tal y como Plaza recuerda siempre que puede. El Fenerbahçe, Laboral Kutxa, Nizhny Novgorod y Joventut serán los equipos que desfilarán por Málaga desde el viernes hasta el 8 de febrero. Cuatro duelos ante rivales de primerísimo nivel con mucho en juego, especialmente en la Euroliga.