Malaga CF

El largo peregrinaje por el 'Top 16'

Plaza se dirige a sus jugadores durante la pasada Copa del Rey.
Plaza se dirige a sus jugadores durante la pasada Copa del Rey. / ACB Pphoto
  • El Unicaja, sin apenas opciones de clasificación, jugará siete partidos más en Europa

  • La pugna con el Laboral Kutxa por sumar más victorias y mejorar en el ‘ranking’ de la Euroliga, principal objetivo del equipo malagueño

Competir en la Euroliga es un privilegio. El Unicaja es miembro de pleno derecho de la segunda mejor liga de baloncesto del mundo, tras la NBA, lo que le permite medirse contra equipos como el CSKA, el Maccabi, el Olympiacos o el Fenerbahçe, entre otros. Algo que, suelen decir desde el club, no está suficientemente valorado.

El conjunto malagueño ha cumplido este año el objetivo mínimo de clasificarse para el ‘Top 16’, pero su mal arranque en la segunda fase de la competición lo ha dejado casi sin opciones para pasar a la siguiente ronda. Y tras el paréntesis de la Copa del Rey –y del resto de torneos de Copa en Europa– tendrá que afrontar una larga recta final de competición europea sin apenas incentivos deportivos.

Al Unicaja le quedan aún siete partidos por disputar en Europa, ya que el ‘Top 16’ no terminará hasta la segunda semana de abril. Hasta entonces seguirá jugando dos partidos por semana y viajando a otras canchas europeas, por lo que la Euroliga se puede convertir en un engorro para la plantilla que entrena Joan Plaza. Aunque matemáticamente el Unicaja no está eliminado, en la práctica está casi sin opciones de pasar a la siguiente fase. Con solo una victoria en los primeros siete partidos, casi tendría que hacer pleno en los siete choques que quedan (el año pasado valieron siete victorias para pasar al ‘Top 8’, aunque en la campaña anterior fueron necesarios ocho triunfos), algo que parece imposible.

El gran objetivo del cuadro malagueño en lo que falta de Euroliga, además de mejorar su rendimiento en este ‘Top 16’, será tratar de quedar por encima del Laboral Kutxa. El conjunto vitoriano y el malagueño pugnan por mantener la Licencia A de la Euroliga y, junto a los criterios extradeportivos, el número de victorias es un dato a tener en cuenta. El Laboral Kutxa tiene dos victorias más que el Unicaja y aún pelea por meterse entre los cuatro primeros equipos del grupo F. Precisamente ambos conjuntos se medirán en la última jornada de la ‘Top 16’ en el Palacio de los Deportes malagueño.

Gabriel, también en Euroliga

Una vez terminada la Copa del Rey y virtualmente fuera del ‘Top 8’ de la Euroliga, el Unicaja se centra ahora en la ACB. El técnico del equipo mantiene que el Unicaja seguirá compitiendo en todos los partidos restantes de la Euroliga, aunque lo lógico es que modifique las rotaciones para no cargar a los jugadores cara a la Liga Endesa, donde el equipo malagueño quiere mantener el liderato. Además de los minutos de juego, los viajes también desgastan. El equipo tendrá que desplazarse a Grecia, Italia, Turquía y Rusia en esta recta final del ‘Top 16’, ya que cuatro de los siete partidos son a domicilio.

Desde esta semana, Plaza podrá contar con Germán Gabriel en la Euroliga, que no podía jugar hasta el inicio de la segunda vuelta. El malagueño sí tendrá una motivación especial, ya que regresa a la máxima competición europea, en la que no jugaba desde la campaña 2008-2009, su última temporada en el Unicaja.

En el partido de este próximo viernes, ante el Olympiacos, se podrá comprobar el nivel de motivación con el que el Unicaja afronta la Euroliga. El equipo ha demostrado tener carácter y no darse nunca por vencido, pero es difícil rendir al cien por cien cuando no hay mucho en juego. Además, apenas cuarenta y ocho horas después recibe en Málaga a un Gran Canaria dolido tras su eliminación en su Copa del Rey.