Malaga CF

Remontada de locura del Unicaja ante el Bilbao (82-77)

fotogalería

Nelson lanza a canasta / Ñito Salas

  • El equipo malagueño le dio la vuelta al partido en un último minuto frenético

Tremendo lo que se vivió este domingo en el Palacio de los Deportes de Málaga. Una remontada de esas que aúpan a un equipo durante el resto de la temporada. Porque el Unicaja, que fue perdiendo durante todo el partido, logró ganarle al Bilbao en un último minuto de juego épico, en el que, con un triple y dos mates seguidos, le dio la vuelta al partido para terminar ganando por 82-77.

El triunfo ante el Bilbao tiene un enorme valor, no solo por tratarse de un rival directo, sino por la manera tan espectavular de ganar el partido y el valor que tuvo el equipo malagueño para no darse por vencido y creer en sus opciones de victoria hasta el final. Cuando prácticamente todo el pabellón veía el partido perdido, con 72-75 a falta de minuto y medio y el Bilbao en dinámica positiva, apareció Hayes para anotar un triple, el Unicaja robó dos balones que Nedovic aprovechó con dos mates en contraataque. Visto y no visto para sumar una gran victoria en casa que afianza un poco más al equipo malagueño en los puestos de 'play-off'.

Salió el Bilbao más enchufado al partido, con la intención de aprovechar los centímetros de Begic (2,16) y pronto el conjunto visitante logró sus primeras ventajas (2-9). Fran Vázquez se fue pronto al banquillo con dos faltas personales y la entrada de Cooley, junto con la de Alberto Díaz, reactivó al equipo local. Un triple del malagueño sirvió para empatar el partido a 12, aunque el Bilbao terminó con ventaja el primer parcial, de tanteo bajo (16-19).

La igualdad del primer cuarto se mantuvo hasta el descanso, aunque el Unicaja dio muestras de mucho deseo por ganar el encuentro. El cuadro malagueño contó con un gran Will Thomas, que sin embargo no le permitió irse por arriba al descanso, ya que el Bilbao estaba muy acertado desde el triple (32-36).

El problema con los exteriores del Bilbao parecía que iba a terminar de romper el partido en el tercer cuarto. Emergió la figura de Raúl López, el 'mago de Vic', que se retira a final de temporada y dejó al público malagueño boquiabierto con su último partido en el Carpena. A golpe de triples y de jugadas de 2+1, el Bilbao endosó un parcial de 1-11 que avivó todas las dudas del cuadro malagueño y de su público, que empezó a ponerse nervioso (44-58)..

En el último cuarto, Nedovic salió al rescate de sus compañeros asumiendo galones en ataque. La defensa del Bilbao seguía dejando tirar a Alberto Díaz, que llevaba 1 de 6 en triples. Pero el malagueño no se arrugó y metió dos a falta de 5 minutos que supuso una inyección de oxígeno para los suyos (62-68).

Curiosamente, la quinta falta de Díaz fue importante. Decidió Plaza jugar con Nedovic y Hayes y el equipo se mostró fresco, con ganas de atacar el aro rival. Plaza dejó jugar a sus hombres y el Unicaja sacó petróleo, con unas últimas jugadas que valen su peso en oro.