Salin oposita para renovar con el Unicaja

Salin lanza un triple en un partido en el Martín Carpena. /ACB FOTOS
Salin lanza un triple en un partido en el Martín Carpena. / ACB FOTOS

El finlandés, que acaba contrato en el Unicaja, se está mostrando como uno de los jugadores más regulares del equipo

Juan Calderón
JUAN CALDERÓN

Hay una serie de jugadores en el Unicaja cuya continuidad en la plantilla para la próxima temporada está presidida por una interrogación. El grupo, teniendo en cuenta que esta siendo una campaña decepcionante, es amplio, en parte también porque son muchos los que acaban contrato. Así pues, llega la hora de tomar decisiones. Dentro de las dudas en la planificación está Sasu Salin.

El jugador finlandés llegó a Málaga después de que el club presentase en la ACB una oferta cualificada que el Gran Canaria no igualó. Estos movimientos implican a veces inflar un tanto las propuestas para evitar que el club de origen esté tentado de retener al jugador. Salin fue fichado como contrapunto a Nedovic. Si el serbio era el escolta titular, con el finlandés se buscaba un perfil más duro en defensa, pero sin perder la amenaza exterior para afrontar la Euroliga. En su primera temporada, Salin cumplió. Tuvo alguna actuación brillante, pero no se salió en exceso del guión. Esta campaña, Casimiro mantuvo su apuesta por él, pero con pequeños matices, como por ejemplo, que botase menos y se centrase en tirar.

El caso es que Salin está calcando los números de una temporada a otra (7,5 puntos, 2 rebotes y un 36% desde la línea de tres) y sin perder su enorme capacidad defensiva. En los últimos encuentros se le ha visto, por ejemplo, frenar a Eyenga, un jugador mucho más fuerte en el duelo ante el Estudiantes, o sentenciar un partido a base de triples, como hizo el sábado en la pista del Iberostar Tenerife. Sus detractores le echan en cara que no tenga una mayor aportación ofensiva, mientras que sus defensores elogian precisamente esa regularidad y su dureza en defensa.

Continuidad o mejora

Con este panorama, el Unicaja medita qué decisión adoptar, si dar continuidad a un jugador que no se ha perdido un entrenamiento y del que sabe lo que puede ofrecer, o apostar por dar un paso más buscando una mayor producción ofensiva en el mercado.

El hecho de que acabe contrato siempre favorece al club si lo que se desea es renovarlo, pues se establece la posibilidad de rubricar un nuevo compromiso previsiblemente con cantidades inferiores a las que ahora percibe. Además, el jugador está perfectamente adaptado a la vida en Málaga y se ha convertido en un reclamo para los miles de finlandeses que residen en la Costa del Sol. En cada partido que el Unicaja juega en cosa, es habitual que desde Fuengirola se desplacen varios autobuses llenos de sus compatriotas para verlo jugar, y eso es un plus a su favor. Su caso es parecido al de Milosavljevic, aunque quizá en el caso del serbio hay más consenso para que siga en el Unicaja.

El club, mientras tanto, todavía no se ha posicionado. Se quiere ver cómo responden los jugadores en los últimos partidos, especialmente en el 'play-off' frente al Valencia, y Salin es de los que está ganando puntos para renovar. Dependiendo de lo que ocurra, se tomará una decisión u otra.