El Unicaja apuesta por el producto nacional

Jaime Fernández, el día de su presentación en el Campus Unicaja. /MIGUE FERNÁNDEZ
Jaime Fernández, el día de su presentación en el Campus Unicaja. / MIGUE FERNÁNDEZ

Con el fichaje de Jaime Fernández, el equipo refuerza un núcleo duro del equipo formado por españoles

Enrique Miranda
ENRIQUE MIRANDAMálaga

En los últimos años la Liga Endesa ha visto cómo la presencia de jugadores españoles ha ido menguando de manera progresiva. Es un tema recurrente que suele poner sobre la mesa la Asociación de Baloncestistas Profesionales que dirige Alfonso Reyes y que puede ser preocupante a medio plazo. Los profesionales más cotizados emigran a la NBA y los jóvenes más destacados se ven tentados por las universidades norteamericanas, con una oferta de estudios y deporte contra la que los clubes apenas pueden competir.

Hay muchos datos que corroboran esta tendencia, como que sólo el 30% de los jugadores en la ACB son españoles o que no había ningún jugador nacional ni en el equipo ideal de la Liga ni en el segundo mejor quinteto. En ese contexto, la ausencia de los jugadores NBA en los partidos de España clasificatorios para el Mundial 2019 ha servido para reivindicar la figura del jugador nacional en esa mal llamada 'selección B' y para demostrar la importancia de esos profesionales en los clubes españoles.

Quizás el Unicaja ha sido uno de los pocos oasis de la Liga en este sentido y este verano su apuesta por el producto nacional ha sido mayor, con el fichaje de Jaime Fernández previo pago de su cláusula de rescisión, algo nada habitual en los últimos años en las oficinas de Los Guindos. En el club malagueño ya existe un núcleo duro de jugadores españoles, con el capitán Carlos Suárez y el canterano Alberto Díaz como dos de los pesos pesados del vestuario. La renovación de Dani Díez, que ya lleva tres temporadas en Málaga, también sirve para dar continuidad a este grupo de jugadores con categoría de cupo, es decir formados en España. Con la presencia de Viny Okouo como jugador 12, el cuadro malagueño contará con cinco cupos para la próxima temporada.

Con Fernández, el Unicaja se garantiza un cupo de calidad y con recorrido (tiene 25 años y ha fichado por tres temporadas). Se repite la fórmula de años anteriores de fichar al jugador nacional más destacado de la temporada anterior, algo que se hizo con Dani Díez en 2015 cuando venía de ser nombrado el mejor joven de la ACB tras su paso por el Gipuzkoa Basket o anteriormente con Sergi Vidal, integrante del quinteto ideal de la Liga en 2012.

Pareja destacada

Luis Casimiro, uno de los entrenadores que mejor conoce la ACB, es consciente de la importancia de contar con un buen grupo de jugadores españoles –que el Gran Canaria esté en la Euroliga es en parte culpa de los Rabaseda, Paulí, Oliver o Aguilar– y en Málaga tendrá a algunos de los más destacados de la pasada temporada. Jaime Fernández fue el único español entre los 20 jugadores con mejor valoración de la Liga Endesa (12,8). Pero es que Carlos Suárez acabó en el puesto 24º de los más valorados (12,4). En las estadísticas de la Liga Endesa no aparece el jugador del Valencia San Emeterio, que tiene mayor valoración media que los jugadores del Unicaja (14,7), pero que se perdió varios meses de la temporada por lesión.

A ellos hay que sumarle Alberto Díaz, el único base puro de la plantilla –tanto Roberts como Fernández jugarán minutos de escolta– y un jugador al que Casimiro conoce muy bien y del que puede sacar mucho provecho. Por último, Dani Díez tendrá que afrontar otra temporada compartiendo puesto con Waczynski y Milosavljevic, aunque es cierto que también es previsible que el polaco y el serbio disputen minutos de '2', por lo que el madrileño tendrá más minutos para convencer al nuevo entrenador del conjunto malagueño.

¿Menos espacio para Francis Alonso?

Con el fichaje de Fernández y la renovación de Díez, el Unicaja tiene resuelto el problema de los cupos no sólo para este temporada, sino también para la siguiente. Se da la circunstancia de que el próximo verano habrá dos jugadores malagueños que estarán en el mercado tras terminar su etapa universitaria en Estados Unidos: Francis Alonso y Rubén Guerrero. En el caso concreto de Alonso, es un jugador que ocupa una posición similar a la del recién llegado Fernández, aunque el malagueño ha evolucionado más hacia escolta tirador. El Unicaja tendrá sus plazas de cupos cubiertas, aunque eso no le impedirá contratar, si le interesa y surge la oportunidad, a alguno de los jugadores formados en Los Guindos.

Temas

Acb

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos