El Valencia cierra la puerta de la Euroliga al Unicaja

Bojan Dubljevic celebra una canasta en el tercer partido jugado en Valencia este lunes. /EFE
Bojan Dubljevic celebra una canasta en el tercer partido jugado en Valencia este lunes. / EFE

Conquista el título de la Eurocup ante el Alba Berlín (89-63) y provoca que la ACB ya no oferte una plaza para el principal torneo europeo

Juan Calderón
JUAN CALDERÓN

Se acabó lo que se daba. El Unicaja jugará la Eurocup la próxima temporada después de que el Valencia le cerrase este lunes la puerta de la Euroliga. El conjunto valenciano no dio opción al Alba Berlín (89-63) en el tercer partido de la final y consiguió el cuarto título de la Eurocup de su historia. El conjunto que dirige Jaume Ponsarnau ha sido, de largo, el mejor equipo del torneo y confirmó los pronósticos que ya al comienzo de la temporada lo situaban como claro favorito al título. El Valencia ha ganado 20 de los 23 partidos que ha jugado en la presente edición, un balance al que el título hace justicia y será el cuarto equipo español que la próxima temporada disputará la Euroliga junto al Real Madrid, Barcelona y Baskonia, estos tres con plaza fija.

El título valenciano confirma el fiasco del Unicaja en su intento de regresar a la máxima competición continental y afea todavía más una temporada en la que decepcionó en la Copa y no dio el nivel en la eliminatoria clave frente al Alba Berlín, que ha sido el equipo revelación y un digno finalista.

Como se ha venido informando desde hace un par de semanas, en caso de que el Valencia fuese campeón, la Liga Endesa no daría una plaza para la próxima edición de la Euroliga. Es una norma que se instauró en el verano del 2018 después de que cinco equipos españoles, entre ellos el Unicaja coincidiesen en la Euroliga. El cuadro malagueño lo hizo como campeón de la Eurocup en 2017, el Valencia accedió como campeón de Liga y los otros tres lo hicieron al tener plaza fija. Para evitar que esta circunstancia se repitiese en un torneo de 16 equipos (la próxima campaña serán 18 tras las invitaciones al Bayern Múnich y el Asvel), se optó por limitar el tope de españoles.

Aunque la norma era conocida, las alarmas no saltaron hasta que el Unicaja quedó eliminado a manos del Alba Berlín hace un mes. Entonces el Andorra y el Valencia seguían en la competición. Ya entonces, la Euroliga confirmó a SUR que esta norma estaba vigente y el propio consejero delegado de la Euroliga, Jordi Bertomeu, se encargó de aclararlo de forma pública en la serie de comparecencias que ha realizado en las últimas semanas, la más reciente hace sólo unos días en Valencia. «De acuerdo a las reglas, el máximo número de equipos de un país será de cuatro. Si un equipo español gana la Eurocup, eso significará que ningún conjunto español se clasificará por la vía de la Liga ACB para la Euroliga. Tiene prioridad el campeón de la Eurocup sobre el campeón de la Liga ACB. No hay opciones de que haya cinco equipos españoles o de otro país en la competición», destacó Bertomeu.

Así las cosas, el Unicaja, al igual que otros equipos de la ACB con aspiraciones, competirá de aquí al final de la temporada con el objetivo de finalizar la Liga lo mejor posible, pero ya sin el premio añadido de lograr una plaza para la Euroliga. Aunque el título del Valencia ha confirmado esta situación, el verdadero culpable de este inesperado escenario respecto a las aspiraciones del comienzo de la temporada, es el propio Unicaja. El conjunto que dirige Luis Casimiro fue eliminado del torneo después de dos malos partidos ante el Alba, a pesar de haber vencido al conjunto alemán en Berlín.

89.- Valencia Basket (17+29+17+26): Van Rossom (-), Vives (-), San Emeterio (18), Will Thomas (15), Tobey (1) -cinco titular- Abalde (3), Labeyrie (4), Diot (2), Dubljevic (18), Sastre (5), Matt Thomas (19) y Doornekamp (4).

63.- Alba Berlín (18+15+11+19): Siva (14), Hermannsson (5), Giedraitis (19), Sikma (-), Clifford (6) -cinco titular- Saibou (-), Giffey (2), Schneider (2), Wagner (-), Ogbe (-), Thiemann (6), Nnoko (9).

Árbitros: Rocha (POR), Mantyla (FIN), Nedovic (ESL). Sin eliminados.

Incidencias: tercer y definitivo encuentro de la final de la Eurocopa disputado en el pabellón de la Fuente de San Luis ante 8.000 espectadores.